lunes 19 de agosto, 2019

noticias por comunas

EDICIÓN IMPRESA

Crónica

Padres y apoderados aprueban que se regule el uso del celular en las salas de clases

Esta iniciativa gestada desde el Mineduc generó una aprobación positiva en padres y apoderados de Biobío, ya que consideran que el uso del teléfono en el aula perjudica el aprendizaje de los niños y jóvenes.


 Por Marisel Venegas

Paula Poblete

Marisel Venegas Díaz

[email protected]

En Chile el 70% de los niños menores de 10 años tiene un celular, afirma la ministra de Educación Marcela Cubillos, por lo que presentó una consulta nacional sobre el uso de los teléfonos en los establecimientos educacionales. Según el Mineduc, la iniciativa busca conocer la opinión de profesores, directores y apoderados sobre el uso que los estudiantes le dan a estos dispositivos electrónicos y tener un diagnóstico de los efectos e implicancias en el desarrollo de la concentración, los aprendizajes, la interacción con sus pares y el ciberacoso.

Uno de los puntos importantes en los que quiere indagar esta consulta nacional es en el tema del acoso escolar por redes sociales y en general por internet, entendido como una lamentable realidad que viven los niños y jóvenes y puede causar daños emocionales que son perpetrados a través de los medios digitales.

La consulta que se realiza a través de la web en www.mineduc.cl comenzó este 22 de julio pasado y se extenderá hasta el 27 del mismo mes. A ella se puede acceder por la web sin mayores requisitos y también se enviarán mails masivos a directores, profesores y apoderados. Es una encuesta anónima donde sí solicitan indicar la edad y, por supuesto, responder a las preguntas que allí se presentan, todas enfocadas a abrir un debate en torno a esta situación que desde el Ministerio de Educación indicaron que se viene analizando en varios países.

Soledad San Martín, psicóloga que trabaja en el área de Educación, además de pertenecer a una fundación que trata problemas asociados al aprendizaje, indicó que existen varios estudios recientes que señalan que la edad promedio de un niño en la que recibe un celular propio es alrededor de los 10 años y que pueden llegar usar este aparato electrónico más de 6 horas al día considerando que el periodo de vigilia de ellos no debiera pasar más allá de las 14 horas. “El uso del celular en los niños es principalmente para jugar, ver videos, interactuar en las redes sociales y whatsapp, pero los estudios no mencionan –por ejemplo- que lo usen para investigar, para aclarar dudas o estudiar. Entonces este aparato se convierte en un elemento distractor dentro de la sala de clases, lo que sumado a los datos anteriores también se entiende que desde el área neurológica el celular lo que hace es disminuir la capacidad de atención de los niños por ende afecta el proceso de aprendizaje y disminuye la interacción social”, sostuvo la profesional.

Otros datos entregados por Soledad San Martín, relacionados  al uso excesivo del celular, tienen que ver con efectos nocivos en torno al descanso, ya que provocaría una alteración en el ciclo sueño-vigilia.

OPINIÓN DE PADRES Y APODERADOS

Maribel Urrutia, quien es apoderada del colegio Gracia y Paz de la comuna de Los Ángeles, indicó que la iniciativa del Mineduc es muy buena porque se deben regular los usos de estos aparatos para que no interfieran en la concentración de los alumnos. “Si uno necesita comunicarse con los niños, para eso están las oficinas de los establecimientos, si yo quiero hablar con mi hija por alguna cosa o porque se le haya olvidado un material llamo y lo voy a dejar. Tengo una hija que va a cumplir 9 años, ella tiene celular pero sólo lo usa en la casa, no lo lleva a clases”, indicó la apoderada.

John Gutiérrez es de la comuna de Laja y es apoderado del colegio Santa Cruz. Este padre dijo que su hijo usa el celular pero siempre en la casa y que generalmente no es más de dos horas al día, excepto cuando ellos no lo están supervisando, que en esos momentos puede ser un poco indiscriminado el uso de este aparato por parte del niño. “El uso del celular debería controlarse mucho más por el tema de las redes sociales y el bullying, eso nos preocupa como padres y también el acoso que pueden sufrir nuestros niños, no falta la gente que se dedica a cometer este tipo de actos, por lo que nos parece excelente la iniciativa del Ministerio de Educación”, enfatizó el lajino.

Paula Poblete es otra apoderada de Enseñanza Media del Colegio Hispanoamericano de la comuna de Los Ángeles y ante la encuesta que está realizando el Mineduc la mujer argumentó que le parece una iniciativa muy necesaria, porque se ha escuchado mucho sobre los efectos negativos del uso indiscriminado de este aparato. “Estoy de acuerdo con que se prive a los niños y jóvenes de llevar los celulares a la sala de clases porque definitivamente son una distracción para los alumnos, desde muy pequeños que los usan y encuentro que es demasiado lo que se pegan a estos aparatos. Es cosa de pasar por las salas de clases y mirar cómo los alumnos se pasan mirando el celular y muy poca atención le colocan al profesor, entonces hay que regular el uso”, indicó Paula.

Según el Censo digital VTR Internet Segura de 2018, siete de cada 10 niños tienen un celular propio a los 9 años, y cuatro de cada 10 niños y jóvenes están más de tres horas del día conectados a sus dispositivos móviles.

El llevar el celular al colegio se ha generalizado entre los escolares, abriéndose así el debate sobre los efectos que esto puede tener el desarrollo de los alumnos. Según el estudio “Efectos de la adicción al celular en los colegios”, que desarrolló la Universidad de los Andes en abril de 2018, el 87% de los encuestados reconoció que lleva el celular al colegio todos los días y casi el 70% dijo que lo usa en la sala de clases.


  • Compartir:

opinión

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes