suscríbete al boletín diario

Crónica

Pérdida de la gratuidad: incertidumbre que aqueja a alumnos de cuatro casas de estudios en la provincia

Desde la Seremi de Educación, detallaron que se está trabajando en procurar que los alumnos que estén dentro de esta situación puedan suplir o cubrir su arancel mediante otros mecanismos.


 Por La Tribuna

12-03-2019_19-48-001__11.1.jpg

Años atrás, acceder a estudiar una carrera universitaria era un costo que pocas familias podían asumir, un gasto que si  tenían más de un hijo la dificultad era aún mucho mayor, y el sueño de los jóvenes de ir a la universidad y de los padres por ver a sus hijos como profesionales se veía cada vez más lejano.

Pero con el paso del tiempo diversas becas, créditos y, además de la llegada de más sedes de educación superior a diferentes rincones del país, abrió la posibilidad a miles de jóvenes a acceder a una carrera profesional, sumándose, además, el beneficio a gratuidad en la Ley de educación superior.

Es este último punto el que hoy se encuentra en la palestra, debido a que 27 mil estudiantes de la educación superior, perdieron la gratuidad este año por atrasarse en sus carreras, condición del beneficio incluida en la ley.

En donde Biobío ocupa el segundo lugar en cantidad de estudiantes en dicha situación, correspondiente al 13% del total, con 3.610 alumnos.

El asunto es que por distintos motivos, personales, de salud, otros por trabajo, debieron retrasarse, algunos se echaron ramos por estos problemas y esto los llevó a extender sus carreras más allá de la duración formal, y de acuerdo a la Ley de educación superior, los beneficiados con la gratuidad sólo se les paga los años formales que dura la carrera, y en caso que el tiempo de permanencia supere hasta un año el plazo de la obligación de la institución, ésta sólo podrá cobrar al estudiante hasta el 50% del valor de la suma del arancel regulado y los derechos básicos de matrícula correspondientes al período adicional.

Por lo tanto todo lo que sea ‘sobre educación’, será costeado por los mismos estudiantes, y también por los diferentes planteles.

Situación de la que, lamentablemente, los estudiantes de la provincia de Biobío no están ajenos y hoy los alumnos con el beneficio de gratuidad de cuatro casas de estudio de educación superior que tienen sede en la zona, Universidad de Concepción, Inacap, Universidad del Biobío y Universidad Católica de la Santísima Concepción, se quedaron con un futuro incierto para poder seguir estudiando.

Sin duda, esto ha generado una gran preocupación y polémica a nivel nacional, donde rectores de las casas de estudio y políticos consideran que se debiera modificar el artículo de la Ley de educación superior, puesto que cerca del 29% de los alumnos extiende sus estudios.

DESDE LA SEREMI DE EDUCACIÓN

Al respecto, el seremi de Educación en Biobío, Fernando Peña, explicó que “esta situación está prevista en la Ley de educación superior promulgada en mayo del 2018, en la misma se contempla que en caso que los alumnos se atrasen ellos deberán pagar el 50% del arancel, el que podrán cubrir ya sea con CAE o fondo solidario”.

Añadiendo que, “lo que nosotros vamos a hacer ahora es procurar que los alumnos que estén dentro de esta situación puedan suplir o cubrir su arancel mediante estos mecanismos, los rectores de las casa de estudios de la región ya han manifestado su opinión respecto a mejorar la actual ley para incorporar, en, al menos, un año el exceso en la educación de las carreras al beneficio de la gratuidad”.

Discusión que, la autoridad regional explicó, se tendrá que dar al interior del congreso, “van a ser los parlamentarios, junto con el Ministerio, quienes deban atender esta situación, por lo pronto, nosotros estamos preocupados de informar y dar cobertura a través de los instrumentos que la ley señala, que es CAE y Fondo Solidario, a estos alumnos, para que de esta forma no tengan que ver interrumpido sus estudios”.

Del mismo modo, Peña sostuvo que dicha cláusula estaba especificada en ley, por lo que estaba prevista, “los efectos de esto no son una sorpresa, y por lo tanto, lo que queda ahora es evaluar en el diseño y en lo previsto de esta situación, cuál es el espacio, sobre todo, presupuestario que hay y político, para atender los requerimientos de los rectores y los alumnos”.

Enfatizando que en materia de prioridades, el Gobierno siempre ha sido y lo ha señalado desde un principio, de la idea de materias de financiamiento de la educación superior, “primero aumentar hasta séptimo decil de ingreso la cobertura de la gratuidad para los Ft e IP, y en segundo lugar eliminar el CAE, y acto seguido crear un nuevo sistema de financiamiento único para los alumnos que estudian con crédito, para que de esa forma generar mayores condiciones de equidad en el sistema, esas son las dos principales prioridades del Gobierno en esta materia, y cualquier cambio en esa dirección tendrá que ser evaluado por las autoridades del ministerio y por el poder legislativo”, puntualizó Fernando Peña.

 

¿CUÁNTO DURA EL DERECHO A LA GRATUIDAD?

La obligación de otorgar estudios gratuitos es exigible respecto de aquellos estudiantes que permanezcan matriculados en la respectiva carrera o programa por un tiempo que no supere el tiempo total estimado para terminar la carrera o programa.

Si un estudiante congela sus estudios por razones justificadas, se mantendrá en la gratuidad cuando retome la carrera, siempre que dicha suspensión sea aprobada por la institución respectiva y se haya notificado a la Subsecretaría.

Habrá derecho a un solo cambio de carrera dentro de la misma institución o de otra que tenga gratuidad para mantener el beneficio.

En caso que el tiempo de permanencia supere hasta un año el plazo de la obligación de la institución, ésta sólo podrá cobrar al estudiante hasta el 50% del valor de la suma del arancel regulado y los derechos básicos de matrícula correspondientes al período adicional.

Si el tiempo de permanencia excede más de un año sobre el plazo de la obligación de la institución, se le cobrará el total del valor del período.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes