suscríbete al boletín diario

Crónica

Tradicional casa de estudio aprueba protocolo actuación en caso de acoso sexual

Desde el 2017 la Universidad de Concepción venía trabajando en distintas medidas de prevención que ayudarán a disminuir la violencia y discriminación que existe entre sus estudiantes.


 Por La Tribuna

11-03-2019_21-33-111__whatsappimage2019-03-11at21.28.01.jpeg

María Paz Rivera Arévalo

[email protected]

 

El Consejo Académico de la Universidad de Concepción, el cual está compuesto por los decanos de todas las facultades de la casa de estudios y dirección superior, aprobó de forma unánime el protocolo de actuación en caso de acoso sexual, violencia de género y discriminación. 

 

La redacción de este documento fue liderada por la Dirección de Equidad de Género y Diversidad (Degyd) de la casa de estudios, quienes en conjunto con los tres estamentos universitarios (estudiantes, profesores funcionarios) trabajaron de manera participativa durante 11 meses en su creación.

 

Este busca en primera instancia, promover un plan que ayude a disminuir la violencia y acoso que se viven diariamente en la universidad.

 

Los inicios del diseño de este protocolo se remontan en el 2017, cuando la UdeC realizó de manera didáctica un diagnostico institucional del estado en que se encontraban las relaciones de género en la casa de estudios.

 

Posterior a eso, se dio paso a la participación triestamental en la elaboración de este protocolo por medio de diversos espacios, como por ejemplo: meses triestamentales, foros de opinión, reuniones, recepción de comentarios, revisión de escritos, opiniones de expertos externos en materia laboral, entre otros.

 

Referente a esto, la delegada de la Dirección de Equidad Género y Diversidad del Campus Los Ángeles, Carmen Claudia Acuña, manifestó que es un logró no sólo para el estudiantado, ya que este protocolo es también para funcionarios y profesores.

 

“Es muy importante de si bien existe en Concepción la Dirección de Equidad de Género que lidero todo este proceso desde el 2017, en Chillán como en Los Ángeles existe la delegación, es decir yo como delegada tengo que trabajar estos temas al interior de la comunidad con los distintos grupos porque esto no es solamente para el estudiantado”.

 

FUNCIONAMIENTO DE ESTE PROTOCOLO

 

Su aprobación se oficializó el siete de marzo, cuando se llevó a cabo el último trámite oficial. El protocolo alcanza su cristalización ante estudiantes, funcionarios y personal docente, los que ya cuentan con un formulismo que aborda actos relacionados con acoso, violencia y discriminación por razón de sexo, identidad de género, expresión de género u orientación sexual.

 

En al funcionamiento que tendrá el protocolo, Acuña dijo que “nos permite actuar frente a este tipo de situaciones al interior de la comunidad académica. Este protocolo fue aprobado hace poquitos días, pero luego se dará a conocer a la comunidad para que todos sepan cómo actuar o los pasos a seguir en caso de verse en una situación de esta naturaleza”.

 

El documento integra definiciones consensuadas por los tres estamentos universitarios, por lo tanto estos son netamente representativos de la comunidad educativa. Desde su Título I manifiesta una postura institucional coherente a entidades que apelan al respeto de todos sus integrantes y se adecúa al Plan Estratégico de la UdeC.

 

El modelo de atención que se presenta está orientado tanto para la víctima como para el denunciante, por lo que incluye medidas de contención, acompañamiento y reparación en caso de que la denuncia sea corroborada. Además se establece sanciones adecuadas al estamento involucrado en la denuncia (estudiante, funcionario y docente).

 

En cuanto a la aprobación de este documento, la directora General del Campus Los Ángeles de la Universidad de Concepción, Helen Díaz Páez, explicó que este mejorará la convivencia en la casa de estudio.

 

“Es sumamente relevante para nosotros como universidad, haber realizado este trabajo, que ha estado orientado desde la participación de todos los actores que componen la comunidad universitaria, algo que se desarrolló con mucha atención, lo que va a conllevar transformaciones importantes, que nos permitirán tratar todo este tipo de hechos de forma adecuada y de esta forma ir avanzando hacia la erradicación de cualquier tipo de violencia y acoso”.

 

El tratamiento de casos que sean denunciados por medio de este protocolo tendrá dos tipos de procesos, uno de conciliación y otro de investigación sumaria, dependiendo de la voluntad que tengan los implicados. Por el momento, este proyecto está en trámites administrativos, para ya posteriormente ser puesto en marcha. 

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes