suscríbete al boletín diario

Crónica

Conozca los costos a considerar para unos días de relajo con la familia

Recordemos que año a año, los gastos son mayores, debido a que el valor de los productos y servicios aumenta considerablemente en esta época.


 Por La Tribuna

09-01-2017_18-47-388.1

Terminan las celebraciones de fin de año, y las familias comienzan a programarse y buscar el lugar para disfrutar de  sus tan ansiadas vacaciones.

Si bien este periodo de descanso y relajo, es uno de los más esperados por la familia, es importante tener en cuenta los gastos que esto implica. Frente a este escenario, se considera necesario comenzar a organizar los costos, y cuidar el bolsillo, recordando que después de la época estival, llega uno de los meses que más se gasta; el tan temido marzo. Ante esto, el endeudamiento pena en las familias, lo que puede transformar su retorno a la rutina en una pesadilla. Algunos expertos estiman que, por ejemplo, una familia de 4 integrantes que pretende vacacionar 15 días en la playa y tiene un ingreso familiar de $500.000, puede llegar a gastar más del 120% de su sueldo en vacaciones.

Los principales costos que afrontan los chilenos a la hora de salir de vacaciones son alimentación, alojamiento, bencina, peajes, pasaje -si deciden viajar en bus- y actividades extra programáticas.

Recordemos que año a año, se hace más difícil salir con la familia, debido a que el valor de los productos y servicios aumenta considerablemente en la época de vacaciones.

Antes, encontrar una cabaña por $30.000 se hacía fácil, sin embargo, actualmente estos valores se han incrementado considerablemente, entre un 20% a un 50% promedio en los últimos años. Situación que también ocurre con todos los otros gastos.

Del mismo modo, otro factor a considerar es el gasto en movilización, y el consecutivo aumento del precio de las bencinas, a lo que además, se agrega el alza en el valor de los pasajes, los que pueden llegar a costar el doble de lo normal.

 

AHORRO Y ENDEUDAMIENTO

A pesar que hay quienes ahorran durante todo el año para sus vacaciones, en muchos de los casos el dinero no les alcanza, por lo que igualmente terminan usando sus líneas y tarjetas de crédito o los llamados “avances en efectivo”.

Para que su descanso no sea sinónimo de endeudamiento, es importante que conozca algunas claves para disfrutar tranquilos de sus vacaciones en familia.

Entre ellas se encuentran, planificar sus vacaciones, es decir, partir con determinar el lugar de destino y la ruta a tomar. Se debe considerar el gasto estimado e intentar no excederse de lo presupuestado. A medida que se va gastando, guardar boletas para después realizar un balance con todo claro.

Por otra parte, es importante ahorrar para disfrutar, tratando de buscar las alternativas más económicas.

Si se recibe algún tipo de bono por vacaciones, los expertos sugieren utilizarlo de manera responsable y eficiente.

Del mismo modo, se recomienda preparar la cancha para los tradicionales pagos y compras que caen durante el mes de marzo. Ahí la sugerencia principal es preocuparse de que los uniformes y útiles del colegio estén comprados, ya que es muy probable que si se deja para el final no se encuentre todo necesario y eventualmente, esté a un precio más elevado.

SERVICIOS DE CALIDAD

También se considera impórtante tener en cuenta algunos puntos a la hora de viajar en bus o avión.

En este sentido, el director regional de Sernac del Biobío, Juan Pablo Pinto, manifestó que los pasajeros tanto de buses como de aviones, tienen derecho a un servicio de calidad y con las medidas de seguridad al día. Es muy importante que “las condiciones acordadas u ofrecidas tanto para las líneas aéreas, como para las de transporte terrestre, se cumplan”.

Es así como si usted decide viajar en bus, los pasajeros de buses interurbanos tienen derecho a calidad en el servicio, lo que implica, que sean empresas formales. Por ejemplo, si los consumidores viajan en “buses piratas”, probablemente no cuentan ni con la calidad técnica ni humana para dar un buen servicio, pudiendo arriesgar incluso su seguridad.

“A ser transportados en condiciones de seguridad, a las velocidades autorizadas, con los valores acordados y a que las empresas tomen todas las medidas para que no sufran daños, tanto los pasajeros como sus bienes”.

Las condiciones convenidas deben ser respetadas. Por ejemplo, los pasajeros deben exigir puntualidad, tanto para las horas de partida como de llegada a los lugares de destino, y que se cumpla el itinerario.

Que exista coherencia entre lo ofertado y lo real (baños, TV, desayuno, salón cama, puntualidad horaria), así como no ser víctima de sobreventa de pasajes y ser indemnizado o reparado si esto ocurre.

En tanto, la empresa está obligada a devolver, al menos el 85% del valor de su pasaje, si el consumidor lo anula con 4 o más horas de anticipación. En este sentido, los pasajeros, como cualquier consumidor, también tienen derecho a exigir las indemnizaciones por todos los daños sufridos por incumplimiento de las empresas.

En caso de algún incumplimiento o infracción, el consumidor debe acercarse a la empresa, si ésta no responde o no proporciona una respuesta satisfactoria, puede presentar su reclamo en www.sernac.cl o en las oficinas del Sernac en las capitales regionales. Las consultas las pueden hacer al 600 594 6000, concluyó el director regional del servicio.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes