lee nuestro papel digital

Crónica

Apoderada del colegio Woodland acusa discriminación contra su hijo

El afectado, que cursa kínder, no recibió la ayuda correspondiente por parte de las “tías” encargadas de él y sus compañeros, tras un accidente extraescolar.


 Por La Tribuna

25-11-2016_17-05-36_MG_1577

El pasado miércoles 23 de noviembre, el kínder B del colegio inglés Woodland, efectuó un paseo de curso al zoológico, ubicado camino a Santa Bárbara. Sin embargo, este paseo no fue de diversión para todos los alumnos.

Gabriela Campos, madre y apoderada de Agustín, comentó que su pequeño fue acompañado por la tía materna al paseo, lugar en que su hijo, como es parte de la edad, quiso cruzar corriendo un puente que había en el recinto. Fue entonces “cuando tropezó y cayó con todo el cuerpo sobre su brazo”, contó la madre.

Esto provocó una fractura en su muñeca y codo, por lo que tuvo que ser enyesado. Sin embargo, al momento del hecho, Gabriela asegura que nadie le prestó ayuda a su hijo, ni la propia profesora, afirmando que “no tomó en cuenta a mi hijo, hicieron el recorrido que duró cerca de una hora y media y mi hijo tuvo que quedar fuera de la actividad, sin la ayuda de la miss, sin nada”.

Tras la espera de Agustín y su tía, que habría sido cercana a las dos horas, llegó la directora del establecimiento, quien los llevó hasta el hospital angelino, sin embargo, hasta ese minuto, “nadie del colegio los acompañó”.

Gabriela sostiene que su hijo sufre discriminación desde el 2015, ya que es catalogado como un niño “intranquilo e hiperactivo”, según le han dicho otras apoderadas y la misma profesora.

 

ESTO NO QUEDARÁ ASÍ

Gabriela asegura que tomará las medidas correspondientes frente a la situación de discriminación que ha sufrido el menor, ya que, además de la situación vivida este miércoles, también ha sufrido episodios de incontinencia urinaria por la constante presión, problema que con ayuda psicológica pudo sobrellevar.

“Me segregaron a mi hijo, el año pasado me pedían que no fuera a su paseo de curso, teniendo las cuotas al día. Ahora no quiere ir a su baile de velada por la licenciatura de kínder, y no lo voy a llevar, porque es un daño tremendo para él”, sentenció la mamá.

La afectada comentó que seguirá pasos judiciales para enfrentar esta situación y defender a su hijo, ya que insiste en que existen otros alumnos que también son inquietos, algo natural en los niños, pero no están en la misma situación que Agustín.

Finalmente, comentó que “pensaron que él estaría solo, mi hijo tiene una gran familia que lo apoya por ambos lados y seguiremos luchando hasta el final para que esto se sepa y para que se reciba el castigo necesario por bajar el perfil de la situación”.

 

LA CONTRAPARTE

Antes del cierre de nuestra edición, La Tribuna FinDe llamó insistentemente al establecimiento. A pesar de esto, no fue posible contactar a la directora o alguna profesora para que dieran su versión del hecho.


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
etiquetas
brazo quebradoDenunciakinderWoodlandzoológico
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes