lee nuestro papel digital

Crónica

Cesfam Nuevo Horizonte desarrolló encuentro de familias con diversas instituciones

La actividad fue cumplida por la mesa técnica Infancia-Adolescencia y busca potenciar el trabajo con familias y jóvenes que requieren intervención.


 Por La Tribuna

10-11-2016_18-33-217.2

 

Con el fin de potenciar el trabajo que realizan instituciones relacionadas a la familia y su protección, se efectuó el “Encuentro de familias en torno a la parentalidad positiva”, evento organizado por el Cesfam Nuevo Horizonte, conformado hace 5 años.

 

Las entidades que participaron del encuentro, tales como jardines infantiles de Junji e Integra; el Poder judicial; escuelas de lenguajes; la PDI; establecimientos, entre otros, participan en un trabajo que busca una parentalidad positiva.

 

“Nuestros beneficiarios son las familias de los niños y adolescentes que están inscritos dentro de nuestro radio de acción de nuestro Cesfam y que, generalmente, son usuarios vulnerados en sus derechos” declaró Karen Proboste, asistente social y coordinadora de la mesa.

 

Aquella vulneración que afectan a niños y adolescentes, dice relación con diversas causas judiciales, como maltrato infantil, violencia intrafamiliar, consumo problemático de alcohol y drogas e incluso infractores de ley. 

 

 

INFANCIA PROTEGIDA

 

El encuentro surge en el contexto de un diagnóstico participativo del consejo de desarrollo y de la propia mesa, luego de descubrir que una de los conflictos es la crianza de los niños y la relación de cómo ésta configura y condiciona su posterior desarrollo en el transcurso de su vida.

 

En palabras de Proboste, la parentalidad positiva “habla de una crianza que sea respetuosa, de sacar los potenciales recursos que tiene la familia porque todos tenemos recursos, no tan solo fijarse en los factores de riesgo de las familias sino que ver con qué recursos ellos cuentan y con esos recursos nosotros potenciarlos y trabajar en torno a lo que sea una infancia feliz”.

 

Tácticas como jugar con la familia, fomentar la protección de los padres hacia sus hijos, potenciar un trato cuidadoso que a la vez permitan independencia en el desarrollo de los niños respecto al a crianza, es lo que se aplica y enseña.

 

Karen destacó la importancia de trabajar en el respeto hacia los niños, ya que esto les enseña a actuar así, lo que significa que un niño feliz y respetado, suele ser un adulto feliz y respetuoso, quien se preocupará del cuidado de su salud, de la de su familia y de su entorno.

 


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
etiquetas
Cesfam
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes