suscríbete al boletín diario

Agroforestal

La productividad y colaboración mutua del sector forestal

Del total nacional de superficie de bosques plantados, Biobío aporta con el 37%, es decir, más de 920 mil hectáreas.


 Por La Tribuna

04-05-2016_13-08-05_DSC15012

Chile es un país con una gran riqueza forestal, y la región del Biobío es -sin lugar a dudas-, uno de los territorios más importantes del país en este rubro, donde, además, existe una gran cantidad de pequeñas y medianas empresas madereras y forestales, tales como aserraderos, viveros y otras industrias afines.

Del total nacional de superficie de bosques plantados, Biobío aporta con el 37%, es decir, más de 920 mil hectáreas. Cifra no menor, que hace que las Pymes vayan tomando un claro protagonismo en el sector, agrupándose con el objetivo de unir fuerzas, trabajando en base a las necesidades reales que estas pequeñas y medianas empresas tienen, apostando a un trabajo asociativo.

Creando una articulación entre los distintos actores, -especialmente- entre los pequeños y los grandes, ya que las Pymes forestales no cuentan con plantaciones -o las que tienen son muy pequeñas- por lo que son dependientes de las grandes empresas para contar con abastecimiento de materia prima.

En la zona, desde hace ya un tiempo, se ha establecido lo que denominan un clúster, en el que las grandes compañías abastecen a las pequeñas y compran sus producciones, y las pymes que adquieren nuevos conocimientos, mejorando sus estándares y logrando una cierta estabilidad productiva y comercial.

Bajo esta línea, y considerando la importancia y relevancia del tema, tratar los desafíos para potenciar la productividad y colaboración mutua del sector forestal fue el objetivo del décimo quinto Trawü Forestal “Chile: Potencia Forestal Inclusiva”.

Jornada que se caracterizó por el diálogo y debate que se genera entre los asistentes y empresarios forestales pertenecientes a la gran empresa, pequeños y medianos propietarios forestales y autoridades de gobierno.

En esta nueva versión se abordaron los desafíos para la Pyme Forestal y Maderera, así como técnicas para aumentar la rentabilidad de los bosques plantados con tecnología siglo 21 y la evolución de los precios de productos forestales.

Es así como, el subsecretario de Agricultura, Claudio Ternicier, destacó la importancia que significa reunir diferentes opiniones en un mismo evento, afirmando que “este Trawü Forestal ha sido esencial para juntar diversas miradas del sector, lo que nos va a proyectar sobre lo que tenemos que hacer en el país en relación al tema forestal, en un contexto de desarrollo y con elementos que realmente den sustento”. 

El alcalde de Ránquil, Carlos Garrido, sostuvo que “es una excelente instancia para socializar los problemas con las autoridades pertinentes y la visión que se tiene a futuro de lo que significa el manejo de los bosques”.

 

PYMES Y ACCESO A MEJORES CONDICIONES

El presidente de la Corporación Chilena de la Madera, Fernando Raga, valoró positivamente el encuentro y destacó que “para Corma es muy importante que las pymes forestales y madereras accedan a mejores condiciones tecnológicas y para eso es fundamental agruparse, porque cada empresa por separado no puede alcanzar ni las capacidades tecnológicas, ni las capacidades comerciales y productivas. La asociatividad es clave”, subrayó el dirigente gremial. 

Dentro de los beneficios para el sector forestal, destacó la posibilidad de adquirir un seguro, “creemos que es una excelente noticia, favorecer a que pequeños productores forestales se puedan asegurar en forma más accesible, creo que es un tremendo tema, más en esta zona que hay problemas muy serios con los incendios, todos sabemos que hay ataques intencionales, y eso lo estamos conversando con el gobierno, para poder avanzar con el tema del seguro, también  sobre maquinaria forestal y eventualmente agrícola, pero esto es un paso que a nosotros nos parece un gran aporte”.

 

VALOR DE LA ASOCIATIVIDAD

“La asociatividad tiene un valor absoluto importante, porque en este minuto, estamos todos de acuerdo en el sector, yo también participo en el consejo de política forestal, y  dentro del sector hay una área que podríamos llamar de clase mundial que es la que compite, saca las mayores divisas, la que tiene industria y que puede disputar con cualquiera en el mundo”, enfatizó el presidente de Corma.

A su vez, el representante gremial acentuó que tienen mucho sector real, que -en este caso- son pequeños forestadores, pero falta la presencia de pyme maderera. “Entonces para nosotros es súper importante que estos sectores accedan a mejores condiciones tecnológicas, y a una posibilidad de colgarse mucho más del desarrollo del sector y del país, y para eso es fundamental agruparse, porque una empresa por separado, no puede alcanzar, seguramente, ni las capacidades tecnológicas, ni productivas que se requieren para tener una escala y cierto estándar de producción, creemos que la asociatividad es absolutamente clave”, sostuvo.

Coincidente con esta visión, el gerente de Agromen, José Manuel Contreras, enfatizó en la relevancia que se le debe dar al trabajo asociativo. “(Otros propietarios forestales) no se dan cuenta de lo que dejan de ganar por el hecho de no asociarse. Es una tarea con la que se ven beneficios tremendos, con este grupo hemos ido asociándonos de a poco y soy optimista en que vamos a lograr grandes cosas en conjunto”, concluyó.

 

ACORTANDO BRECHAS ENTRE LAS PYME

Uno de los grandes temas que se planteó en el encuentro forestal, es la brecha que existe entre la pyme y como se acorta esto a través de la asociatividad, la que, además, puede ser que un instrumento importante para el desarrollo de estos pequeños productores.

En este sentido, el gerente de Agromen, José Manuel Contreras, explicó que “la asociatividad no es solamente que podemos hacer varios emprendimientos en conjunto, como en Suecia, allí los pequeños propietarios que son dueños de cinco hectáreas, son dueños de planas celulosas, aserraderos, entonces aquí en Chile -desafortunadamente- la asociatividad es difícil”.

Añadió que aquí el pequeño propietario lo está haciendo mal, lo sigue haciendo mal y “yo creo que básicamente es por un asunto de difusión, donde no le llega información, y tampoco apoyo”.

Finalmente, sostuvo que en el caso de los agricultores existe Indap, “nosotros en lo forestal no tenemos algo así, que acompañe al pequeño propietario forestal”.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes