(X)
Los Ángeles, Lunes 22 de Abril de 2019
ver +
REPORTAJES
Fecha: 20-03-2019
20 CHICO
Devoción de los fieles de San Sebastián no disminuye a lo largo del tiempo
Tanto las autoridades como los propios peregrinos manifestaron que la cantidad de fieles que llegan a la comuna cada 20 de marzo es igual o mayor que el 20 de enero.
Escuchar Noticia!
Publicado por PRENSA LA TRIBUNA, LaTribuna

 

La festividad religiosa de San Sebastián en Yumbel, es la única en Chile que se celebra dos veces al año. Según información proporcionada por el municipio de la comuna santuario, la historia de este santo se remonta al año 1655, cuando los araucanos atacaron la ciudad de Chillán. Ello motivó a los españoles a trasladar la imagen de San Sebastián a las cercanías de Yumbel para evitar así que fuese profanada.

 

En 1766 Yumbel quedó oficialmente bajo la protección del santo. Entre 1835 y 1859 la imagen permaneció en un templo provisional mientras se constituía el definitivo, donde permanece desde 1859 a la fecha.

 

Sin duda esta festividad religiosa es una de las más importantes del país, ya que cada 20 de enero y 20 de marzo, son miles las personas que peregrinan desde distintas ciudades de Chile hasta esta comuna ubicada aproximadamente a 59 kilómetros de la capital provincial de Biobío, Los Ángeles.

 

Como miles, Fernando Pérez es un peregrino que, desde pequeño acostumbra llegar hasta Yumbel al menos una vez al año para venerar a San Sebastián. Él vive actualmente en un pueblo llamado Copiulemu, cercano a la comuna de Concepción, desde donde viajó para pagar su manda. “Mi historia con el santo parte cuando yo tenía como 8 o 9 años, y salí con mi mamá a tomar moras, yo tenía una hermanita pequeña que no podía caminar en ese entonces y, de no ser por el santo, a esta fecha ella no habría estado con nosotros. Esto porque se nos quemó la casa –el día que salí con mi madre- y mi hermana estaba adentro. Nosotros estábamos cerca tomando las moras cuando se produjo el incendio, entonces yo corrí hasta allá y en ese momento mi hermanita ya estaba afuera de la casa y los vecinos ayudaban a apagar el fuego, lo tenían controlado cuando llegué”.

 

El peregrino relató que luego del incendio se reunió con su madre y ella le comentó que al ver su casa en llamas desde lejos y su hija adentro, solo pensó en arrodillarse en los pastizales y clamar a San Sebastián, ya que sabía era un santo que cumplía con las oraciones y la súplica de quienes lo adoraban. 

 

“Cada año yo camino como 11 kilómetros para llegar hasta este santuario, camino de ida, de vuelta me voy en mi vehículo”, aseguró Fernando Pérez, quien dijo además que, hay años en que se ha sentido mejor de salud y ha llegado a caminar hasta 30 kilómetros para llegar donde San Sebastián, ya que este santo se merece toda su gratitud y ningún sacrificio será en vano.

 

El hombre manifestó que siempre ha sido católico, que en su vehículo mantiene imágenes de San Sebastián, las que aseguró le dan la bendición para que vaya bien en su negocio que es la venta de leña. Fernando dijo que su familia también es católica, por lo que para ellos es una tradición asistir cada 20 de enero o 20 de marzo a Yumbel y, además, en cada peregrinación se lleva una imagen de San Sebastián, las que tienen un espacio importante dentro de su hogar.

 

Por otra parte, Petronila Sepúlveda, quien es oriunda de la comuna de Quillón, es otra peregrina que tiene su fe católica intacta, ya que señaló que siempre ha sido cristiana, desde niña, al igual que su familia. “Vengo todos los años a ver a mi santito San Sebastián, desde muy pequeña mis padres me traían hasta acá. Después que ellos fallecieron nosotros como familia seguimos con la tradición de venir y con nuestra fe intacta por el santo”.

 

La señora Petronila indicó que es sabido por todos que el santo es cobrador, por lo que ella viaja a Yumbel cada año para cumplir con su manda. En esta oportunidad, la mujer vestía una tenida con los colores que identifican a San Sebastián, es decir, rojo con amarillo. “Yo nunca he dejado de pagar mi manda, hoy vine con una sobrina, porque tuve una hermana muy enferma, y gracias a mi santito y a Dios hoy está muy bien.  El fin de semana voy a venir con mi esposo, lo voy a acompañar, ya que él no pudo asistir hoy por estar trabajando, pero siempre viene”, indicó Petronila.

 

Tanto Fernando Pérez como Petronila Sepúlveda, se declararon católicos de toda la vida, con su fe intacta por la religión cristiana ya que es una tradición de familia la veneración de San Sebastián.

 

Al ser consultados por su percepción sobre una posible disminución de fieles hacia la religión católica, ambos fueron enfáticos en señalar que no lo han notado, ya que argumentaron que nunca se han percatado al menos en Yumbel, de una merma en la cantidad de peregrinos que asisten a pagar sus mandas. También dijeron que el 20 de marzo, denominado como “20 chico” no tiene nada de pequeño, porque van igual o más cantidad de personas que en enero, sólo que esta vez los fieles que peregrinan se caracterizan por ser –en mayor medida- agricultores, opinión que también fue compartida por el jefe comunal, alcalde Juan Cabezas Vega.

 

MENSAJE DE LA IGLESIA

 

Monseñor Fernando Chomalí, arzobispo de Concepción en su mensaje a los miles de feligreses a través de la homilía celebrada en el campo santo de Yumbel, les agradeció su llegada desde distintas partes del país a venerar a San Sebastián este 20 de marzo, manifestando que “es emocionante ver a tantos padres que llegan con sus hijos, para que San Sebastián los bendiga. Qué emocionante es ver personas ancianas, que apenas pueden caminar pero que, sin embargo, han hecho el esfuerzo de estar en la peregrinación. Qué maravilla saber que esta es el alma de Chile, la fe en Jesucristo y transmisión de la fe católica”, enfatizó el religioso.

 

Chomalí hizo también hincapié a los peregrinos presentes en que reflexionaran sobre cómo sería nuestra vida sin Jesucristo, sin la Virgen María o sin San Sebastián, que si no existieran ellos a quién llevaríamos nuestras plegarías, ya que aseguró que todos los que se encontraban ahí presentes más de alguna vez han visto solucionados problemas de salud de familiares y diferentes situaciones adversas, lo que el religioso atribuyó únicamente a la fe en Dios.

 

 

 

CASI MIL COMERCIANTES

 

El comercio es sin lugar a dudas una parte muy importante de la festividad de San Sebastián en Yumbel, ya que cada año se cierran las principales calles de la comuna para que se instalen los diferentes puestos de venta debidamente acreditados por el municipio, los que ofrecen al público asistente a la festividad una gran variedad de productos como ropa, maquillaje, artículos de librería, comida, artesanía jugos naturales, entre otros.

 

Para poder controlar esta instalación de comercio, el municipio de Yumbel se coordina previamente tanto con Carabineros como con la Policía de Investigaciones, los que realizan un trabajo exhaustivo en torno a la festividad. En esta oportunidad, el alcalde Juan Cabezas manifestó que “se entregaron más de 920 permisos en las oficinas del municipio y más de mil permisos en lo que corresponde a comercio ambulante”.

 

Por otra parte el comisario de la 5ta Comisaría de Carabineros de Yumbel, mayor Rodrigo Pérez, indicó que durante la jornada del denominado “20 chico” se ha tenido un balance bastante positivo respecto al control y fiscalización de los distintos locales establecidos y no establecidos. El mayor dijo que la planificación de servicio está contemplada hasta el lunes 25 de marzo, para dar mayor resguardo a la ciudadanía en torno a la fiscalización del comercio y en el orden público.

 

 

 

 

Visto 583 veces
l
¿Encontraste un error en la noticia? Avísanos

Envianos tu error

Cancelar

(PROHIBIDA TODA REPRODUCCIÓN TOTAL O PARCIAL DEL CONTENIDO SIN AUTORIZACIÓN DE DIARIO LA TRIBUNA)

Noticias relacionadas




edición impresa
ediciones anteriores



ver +
encuesta
¿Se justifica un alza en el precio de los pasajes de los colectivos?
Guardando respuesta....
ver +
Facebook

emisoras.cl